Para mi hijo

7 Ago

Les comparto una carta que le escribí a mi hijo justo un día antes de que naciera su hermana.

Eres la persona que me ha dado la mayor sorpresa  y lección en mi vida. Siempre tuve claro que quería ser madre, pero, sobre todo, de una niña.

Es sabido por muchos que cuando nos dijeron que eras niño, entré en un estado de shock. No me imaginaba rodeada de carros y pelotas. No sabía cómo podría establecer un lazo madre e hijo. ¿De qué hablaríamos? ¿A qué jugaríamos? ¿Cómo te educaría?

Hoy, a tus 2 años 5 meses, me has demostrado que esas preguntas salen sobrando. Me has hecho la mujer más feliz del mundo y me has regalado millones de sonrisas que no cambiaría por nada. Me has hecho entender que el sexo es lo de menos, siempre tendremos un lazo único, una relación especial y un amor inmenso, porque eres “el amor de mi vida” y yo “la amora de tu vida”.

Mañana dejaremos de ser la familia de tres que tanto te gusta, nos gusta. Dejarán de existir las mañanas en que, con mucho trabajo, te subes a nuestra cama, nos abrazas y nos dices “somos tres”. Ahora compartiremos la cama, la casa, nuestro espacio y vida con una personita más, que, como tú, tendrá un lugar muy especial en el corazón de cada uno de nosotros.

Quiero que sepas y siempre tengas claro que aunque ya no serás el único hijo, siempre serás único, alguien muy especial para nosotros.

Contigo aprendimos el significado de la palabra “papá” y “mamá”, y mil cosas más. Personalmente, me has enseñado que mi paciencia va más allá de lo que algún día pensé, que un beso te puede inyectar de energía para continuar la semana, que un abrazo convierte el momento más gris en el más colorido, que nada es más importante que una familia unida y que, el que persevera, alcanza.

Gracias por ser el mejor hijo, el mejor compañero y el mejor ser humano que conozco, además de tu padre.

Gracias, hijo… y bienvenido a una nueva etapa en nuestras vidas.

Atentamente,

La amora de tu vida… y la mujer que más te ama en este mundo.

Firma

Anuncios

Una respuesta to “Para mi hijo”

  1. In phidelio 7 agosto, 2014 a 5:43 PM #

    Y ahora, con emoción y tranquilidad, puedo saber que ese hijo (al que muchos llaman el mayor) es inmensamente noble y un estupendo hermano. Su emoción es total apenas se da cuenta que su hermana ha despertado. Es el amor más elemental, el más básico, el mejor de todos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: